La Quinta ha activado todos los protocolos necesarios para cumplir la normativa vigente en cada momento y aplicará medidas adicionales no contempladas en dicha normativa para minimizar el riesgo de contagio entre sus clientes y empleados.

MEDIDAS PRE EVENTO: 

Limpieza, desinfección y certificación:

Cada día supervisamos las instalaciones y verificamos  la cumplimentación del registro de limpieza por el personal destinado para tal fin, que ha recibido formación específica para este cometido. 

Realizamos estudios de contaminación microbiológica, en el utillaje, maquinaria, mobiliario, superficies, etc… por la empresa de análisis de productos y puntos críticos de control que tiene contratada La Quinta antes de cada evento.

Entre la salida de un cliente y la entrada del siguiente, hemos procedido a la limpieza y desinfección de las instalaciones utilizadas y todo su menaje, con productos homologados por el Ministerio de Sanidad con una ventilación previa a las instalaciones durante al menos 2 horas.

Todos los empleados acceden diariamente a nuestros establecimientos siguiendo la misma ruta de entrada, donde se pondrán nuevos Epis y se les tomará la temperatura, impidiendo el acceso a todos aquellos que presenten sintomatología.

Recepción de Mercancías:

Las mercancías han sido  higienizadas y desinfectadas antes de ser introducidas en el almacén.

Su decoración personal con elementos ajenos a la empresa, no podrán permanecer en la instalación después de finalizado el evento para disponer de espacio independiente para clientes posteriores. 

MEDIDAS DURANTE EL EVENTO

Medidas para reducir el contacto entre personas:

Hemos atendido todas las medidas vigentes de obligado cumplimento, establecidas por las administraciones en el momento de la celebración del evento.

Todo el personal de servicio ha recibido la formación adecuada y específica para su puesto de trabajo.

La instalación cuenta con un aforo suficiente como para poder realizar todos los eventos que tiene contratados si perduran las limitaciones de aforo de la fase 3.

El personal de servicio cuenta con todos los EPIS adecuados para no poner en riesgo a los clientes y otros empleados y servirá de guía a los asistentes para no producir aglomeraciones.

Para reducir el contacto entre personas, no habrá servicio de guardarropa 

Hemos eliminado  productos de autoservicio como servilleteros, palilleros, vinagreras, aceiteras, y otros utensilios similares.

Los elementos auxiliares del servicio, como la vajilla, cristalería, cubertería o mantelería, han sido tratadas con las temperaturas óptimas para garantizar su desinfección, y han sido almacenadas y precintadas  en recintos sin acceso a personal ajeno a la empresa.

Los aperitivos durante el cóctel se servirán de forma individualizada y guardando distanciamiento entre ellos en cada bandeja para reducir el contacto con los comensales, aunque eso suponga ampliar el número de bandejas por aperitivo.

El servicio en las estaciones contará con ayuda del personal para evitar el contacto directo de los asistentes con la gastronomía, y tendrán un punto de servilletas en cada una de ellas que serán entregadas por los camareros de forma individual.

El banquete se servirá en platos individuales a cada asistente.

El personal de las barras servirá individualmente a cada cliente sin dejar nada al alcance de la manipulación por parte de los asistentes. Asimismo, procederá a desinfectar las barras en varias ocasiones durante el evento.

Medidas de higienización y sanitarias:

Tenemos a su disposición en todo momento, dispensadores de accionamiento no manual de geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad.

Hemos reforzado el equipo de limpieza durante su  evento para desinfectar de manera constante aquellas zonas de más afluencia y manipulación, con especial atención a los aseos.

Disponemos de papeleras de accionamiento no manual.